Cupcakes de zanahoria con lustre de queso crema

INGREDIENTES

2 tazas de harina todo propósito
2 cdtas de bicarbonato
1 cdta de canela en polvo
½ cdta de nuez moscada
1 cdta de jengibre molido
2 tazas de Zukra
1 ¼ tazas de aceite de canola
4 huevos grandes
2 tazas de zanahoria rallada
1 taza de nueces picadas
½ taza de pasas

Lustre de queso crema
450 gramos de queso crema
110 gramos de mantequilla a temperatura ambiente
2 tazas de azúcar en polvo (en nuestro recetario podés revisar cómo preparar azúcar en polvo para repostería con Zukra)

PREPARACIÓN

1. Precalentá el horno a 350°F, y cubrí los moldes de cupcake con moldes de papel (si no tenés moldes desechables, podés engrasar y enharinar los moldes).

2. A continuación, revolvé todos los ingredientes secos en un tazón mediano. En otro tazón, revolvé la Zukra y el aceite con un batidor de mano hasta que el azúcar se disuelva. Agregá los huevos uno a la vez, y mezclá con los ingredientes secos. Añadí la zanahoria, las nueces y las pasas y revolvé bien. Dividí la mezcla entre los 24 moldes (recordá que para hacer cupcakes debemos llenar ¾ del molde solamente, para dejar espacio para que los cupcakes crezcan). Horneá los cupcakes entre 15 y 20 minutos, o hasta que un palillo de dientes insertado en el centro del cupcake salga limpio. Retiralos del horno y dejalos enfriar durante 5 a 10 minutos antes de desmoldar. Transferilos a un rack para que se enfríen por completo.

3. Para preparar el lustre, batí todos los ingredientes en la batidora a velocidad media, hasta que crezcan. Enfriá durante 20 minutos, hasta que se ponga un poco duro. Así es más fácil de esparcir por encima de los cupcakes. La decoración queda a tu gusto: podés usar una espátula para cubrir la superficie de los cupcakes, o rellenar una manga de decoración y decorarlos usando tu boquilla favorita.
Scroll to Top

Ensalada rusa

HECHO CON ZUKRA ORGÁNICO
ingredientes

2 remolachas grandes hervidas, peladas y picadas en cubos

1 kilo de papas amarillas medianas hervidas, peladas y picadas en cubos

1 zanahoria grande pelada y picada en cubos

4 huevos hervidos por 8 minutos, pelados y picados en cuadritos

preparación

La ciencia de la ensalada rusa está en la cocción de los ingredientes principales: que la remolacha quede al dente, que la papa esté cremosa pero no sobre cocinada, que el huevo no tenga la yema azulada. En casa ponemos las remolachas a cocinar con los frijoles en la olla de cocimiento lento, durante la segunda parte de la cocción. La remolacha le da un sabor exquisito al caldo de los frijoles y aprovechamos la electricidad para cocinar dos productos a la vez.

Cuando tenemos la remolacha, la papa, el huevo y la zanahoria listos y fríos, preparamos el aderezo mezclando todos los ingredientes y mezclamos todo en un tazón grande. La ensalada rusa se mantiene en buen estado hasta por dos días, y si te gusta tener un elemento crocante dentro del bocado, podés agregar manzana o apio crudo a la hora de mezclar todo.